diumenge, 29 de novembre de 2015

FÁBULA AMERICANA DE RAFAEL

Pétalos de rosas rojas y blancas.
(Foto: portalrosas.com)
A Rafael le gustaba hablar a un respetable predispuesto que le jaleara sus relatos. Aliñaba sus vivencias con detalles inverosímiles que dejaban a la concurrencia obnubilada. Una tarde en ‘Los Corales’, establecimiento que frecuentaba en Sevilla junto a su inseparable Juan Belmonte, entre sorbo y sorbo de café, mientras un limpiabotas le daba lustre a sus viejos zapatos, contó a sus amigos: 

- Conocí en América a un gachó tan rico, tan rico, que para llegar de una punta a otra de sus tierras tenía que coger el tren. Pero lo mejor no era eso. A un lado del tren tenía sembrado rosas blancas y al otro lado rosas rojas porque tenía mucho éxito con las mujeres.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Nota: Només un membre d'aquest blog pot publicar entrades.