dimecres, 18 de maig de 2022

DOCUMENTAL SOBRE JOSELITO

 

'Joselito, un torero sabio' es la última propuesta sobre la figura del coloso de Gelves que, a modo de documental, a visto la luz. Canal Sur, en colaboración con TVE y otras entidades, lo ha hecho posible. En los 95 minutos que ocupa, una serie de expertos sobre José diseccionan lo que fue su vida y lo mucho que de él queda en el toreo de hogaño.

Paco Aguado, Rafael Cabrera, Fidel y Julio Carrasco, Antonio y Eduardo Miura, Carmen del Castillo o Ignacio Sánchez Mejías, entre otros, revelan interesantes datos para el profano y refrescan la memoria de los aficionados iniciados: las monumentales, el toreo en redondo, la selección ganadera... La palabra es la base, pero además resultan muy interesantes algunas fotografías aportadas por la familia del malogrado coletudo, en las que los restauradores se han empleado a fondo para proporcionarles un esplendor que jamás tuvieron. 

El cantante Manuel Lombo, en directo y con el acompañamiento del piano, interpreta 'Silencio por un torero', la canción que estrenó y popularizó Juanita Reina. Y Morante, el rescatador de su toreo eterno, aporta reflexiones desde su experiencia...

'Joselito, un torero sabio', dirigido por Sonia Vega y Miguel Ángel H. Arango, se puede ver en el siguiente enlace:

https://www.canalsurmas.es/videos/48390-documentales-18052022/

diumenge, 15 de maig de 2022

'GALLEANDO Y BELMONTEANDO', UN LIBRO PARA REFLEXIONAR

 

La última publicación de Jesús Soto de Paula se titula 'Galleando y Belmonteando' y se subtitula 'Aforismos luzbelianos' y a nadie deja  indiferente. En contra de lo que se pudiera pensar, la obra más allá de las figuras de los dos colosos y se adentra en los cimientos mismos del toreo. Mejor dicho, la reflexión sobre el toreo de ambos y lo que aportaron en la construcción de la Tauromaquia que hoy conocemos, no ocupa más de un par de capítulos. En otro apartado, como no podía ser de otra manera, se disecciona a Rafael, el genio.

Los aforismos recuerdan enormemente, por su concepción formal, a las greguerías de Gómez de la Serna. En cambio, en su contenido, subyace la sombra de Bergamín. En ocasiones, hay que releer de nuevo lo escrito para intentar atrapar la esencia de un pensamiento muy condensado. Se puede estar de acuerdo, o no con lo propuesto, pero es necesario reflexionar mucho para llegar a una conclusión personal. 

Apellidándose Soto el autor, y siendo hijo de quien es, hay un ser omnisciente que se asoma a cada poco, que hizo real el toreo que muchos soñaron...

dimecres, 11 de maig de 2022

DOS ANTEPASADOS DE LOS GALLO EN LA HABANA


El abuelo de los Gallo, Enrique Ortega Díaz, y su hermano, José Ortega ‘Negrito’, participaron en el festejo celebrado en La Habana el 16 de julio de 1854, tal como se puede observar en el cartel que ilustra esta entrada del blog.

El primero actuó como banderillero a las órdenes del primer espada, Manuel Díaz ‘Lavi’, y el tío-abuelo de los Gallo como segundo matador, en compañía de José Ponce, diestro que acabaría enfermando de la fiebre amarilla.



diumenge, 8 de maig de 2022

EL ABUELO DE LOS GALLO PARTE PARA LA HABANA

Plaza de toros de la Habana
Plaza de toros de la Habana


En la revista El Enano del 28 de marzo de 1854, se informa de la partida para la Habana de varios diestros españoles, entre los cuales está Enrique Ortega Díaz, abuelo de los Gallos, quien viajó como banderillero del diestro Manuel Díaz Cantoral ‘Lavi’, de quien era sobrino.



Los toreros Marcos Olvera, Manuel Diaz Labi, Ponce, Juan Lanceta y Enrique Ortega, con sus criados Bonifacio Mellado, JuanTrujillo, Francisco Olvera y José Diaz marcharon á la Habana en el vapor-correo Conde de Regla, que como saben nuestros lectores salió el dia 7 del puerto de Cádiz en dirección á aquel punto.


dimecres, 4 de maig de 2022

RAFAEL REAPARECE EN 1934


El 1 de abril de 1934 Rafael protagonizó una de sus enésimas reapariciones. Fue en la plaza de Sevilla, acompañado de ‘Chicuelo’ y de Paco Perlacia, en la lidia de toros de Esteban González.

En la crónica aparecida en la revista barcelonesa Fiesta Brava, el corresponsal da cuenta del desastre acaecido en aquella tarde.


Con un lleno completo se ha celebrado !a corrida de toros organizada con la reaparición de "El Gallo". 
Los toros de Esteban González resultaron pequeños y bravillos. 

Sale el primer toro, y tan pronto asoma por el chiquero inicia Rafael la primera espantada de la tarde. A partir de este momento la lidia del primer toro transcurre en medio del mayor regocijo por parte del público. 

Rafael, sin motivo justificado, emprende locas carreras hacia el callejón, en las que pierdc hasta la montera, y hace espantadas que provocan carcajadas enormes. Con el capote y la montera torea anodinamente. Da pases absurdos y el público, que desde el primer momento lo ha tomado a broma, ríe estrepitosamente y hasta le" aplaude. Rafael, a pesar de esto, dio muchos pases a sus dos toros en los que se mostró el auténtico "revolucionador" del toreo. A la hora de matar, el que fue "divino calvo”, está desastroso y se sacudió a sus enemigos como pudo, que es de la manera más pésima. 

A Chicuelo le tocó el peor lote y puso buena voluntad en la lidia. En su primero estuvo mal y en el quinto aceptable.

 Perlacia bien en los dos con el capote v muleta. Muy mal matando. 


diumenge, 1 de maig de 2022

JOSELITO, 2; BELMONTE, 1

El escritor y periodista Antonio Burgos
 

Con el título de esta entrada publicó Antonio Burgos, en el ABC de Sevilla, el 8 de junio de 2021, una columna en la que planteaba la competencia entre los diestros a partir de su sevillanía, y su presencia en la imaginería de la ciudad hispalense.

Es la primera pareja que sale siempre que se enumeran, en la dual Sevilla, los enfrentamientos barrocos de lo dionisíaco y lo apolíneo: Joselito y Belmonte. José y Juan para la vieja afición. El Rey de los Toreros o el revolucionario de la Tauromaquia. Y los dos tienen monumentos en Sevilla, que son como una radiografía de la ciudad. ¿Es Sevilla más gallista que belmontista? Pregunta con difícil respuesta. A Joselito el Gallo le falta su Chaves Nogales para hacerlo un mito literario y humano, a pesar de la legendaria muerte del héroe joven en la plenitud de su arte en Talavera. A vuelapluma diría que Joselito en más popular y Belmonte, más de los buenos aficionados y de los lectores, por su amistad con los escritores e intelectuales. Joselito murió joven y como en un romance de Juanita Reina, «que por Gelves viene el río/teñío/con sangre de los Ortega». Belmonte murió ya mayor, olvidado de los grandes públicos de la Fiesta, pero respetado y querido en Sevilla, que no lo molestaba cuando lo veía cada día en Los Corales haciendo tertulia con Rafael El Gallo.
Su hermandad de la Esperanza Macarena, que lo tuvo como cirio verde y consiliario de la Junta, le ha puesto a Joselito, a Gallito, al hijo de la Señá Gabriela, al Rey de los Toreros, un monumento frente a la basílica. Escribía Jesús Bayort con mucho tino que parece que Gallito, liado en su capote de paseo, con la montera en la mano, va haciendo el paseíllo hacia su Virgen, en su debú en bronce en Sevilla. Menos mal que el monumento a José Gómez Ortega lo han plantado junto al Arco y mirando a la basílica de su Virgen, y no en su Alameda, la que puso crespones negros en los Hércules cuando lo de Talavera. Porque en la Alameda, tras la última reforma innecesaria, han agrupado todos los monumentos que había de un modo tan ridículo que parecen una colección de figuritas de Lladró en el escaparate de una tienda de Foronda.
La popularidad de José, la macarenidad de José, ha hecho que le gane a su rival Juan en cuanto a número de momumentos en Sevilla. Un día dijo Belmonte, el del disparo de la soledad en Gómez Cardeña: «José me ganó la partía en Talavera». Ahora, gracias a su hermandad, para la que es un patrimonio inmaterial, vuelve a ganarle la partía del bronce. Belmonte tiene un impresionante monumento en el Altozano de su Triana, la escultura de Venancio Blanco con ese hueco del corazón torero a través del cual se ve la Catedral y se ve la plaza de los toros de sus triunfos. José tenía hasta ahora en Sevilla el monumento histórico del mausoleo de Mariano Benlliure en el cementerio. Ahora tiene dos: el del cementerio y esta estatua junto al Arco de su Macarena, al lado de otro mito de la hermandad, el que le dio la estética con la que la conocemos: el bordador Juan Manuel Rodríguez Ojeda. Así que el marcador de monumentos en la dual Sevilla queda así: «Joselito, 2; Belmonte, 1». Aunque para mí el mejor monumento a Gallito en la Macarena son sus verdes mariquillas latiendo humanamente en el pecho de su Virgen de la Esperanza.


dimecres, 27 d’abril de 2022

JOSELITO (MAL) GARROCHISTA


 En El Ruedo del 13 de diciembre de 1944 se publicó una entrevista realizada por Rafael Martínez Gandía a José Carlos de Luna, poeta malagueño de inspiración lorquiana, académico de la RAE, ensayista, colaborador de ABC, que, incluso, hizo carrera política y llegó a ocupar el cargo de gobernador civil de Badajoz y de Sevilla.

Sorprenden sus juicios sobre Joselito, al que tildó de 'soso' en su toreo, centrados en la afición del diestro por la garrocha, faceta en la que, según el autor, nunca destacó, lo que le produjo una enorme frustración.

Joselito fue, para mí, el torero más completo, aunque eso no quiere decir que fuera el que más me gustaba, porque Joselito era... soso. Reunía todas las cualidades. Tenía unas facultades, una inteligencia y sobre todo una afición de lo que no se estila hoy. No hablaba más que de toros y en invierno aun parecía más aficionado. Y lo curioso que todo el orgullo de José lo ponía en acosar, en lo que fue una medianía, tirando a mal. Los ganaderos le daban coba y le regalaban los mejores caballos, pero nunca pudo consumar su sueño. En el tentadero de Tamarón, en colaboración con Luis Mora de Figueroa, Joselito vio cómo se le fueron dos o tres becerros. Estaba desesperado. En aquella ocasión, dijo: “Daría todo lo que soy, toda mi fortuna, mi gloria, mi fama de torero, ¡todo!, me conformaría con no ser más que un mozo de cortijo. Un conocedor de ganadería, a cambio de ser el mejor garrochista”.